Jd Beach tras una jornada impecable en el Palau Sant Jordi de Barcelona se ha llevado la victoria absoluta del quinto Superprestigio Dirt Track de Barcelona en la que era su primera visita a Barcelona.El Superprestigio ha mostrado un año más un nivel de competitividad altísimo. Briar Baumann y Ferrán Cardús, los dos de la categoría Open han acompañado a Beach en el podio definitivo.

El espectáculo no está reñido con la velocidad y la eficacia. Así lo ha demostrado hoy JD Beach que logrando imponerse en el Superprestigio Dirt Track  ganando también todas las finales de su categoría. El americano, ha hecho gala de un nivel de pilotaje muy alto, y una gran solidez y regularidad. Muy de cerca le ha seguido durante toda la jornada Briar Baumann, que tras un mal arranque en la superfinal ha arriesgado para conseguir una segunda posición que prácticamente le sabe a victoria. El especialista catalán de dirt track, Ferrán Cardús, que se ha mostrado como el más rápido de la mañana, no ha podido finalmente conseguir la victoria pero si la tercera posición global.

Los tres pilotos que se han llevado la Superfinal llegaban directos de la categoría Open, pero no lo han tenido nada fácil para dejar atrás a los mejores pilotos de la categoría Superprestigio. Estos han sido Toni Elías, que se ha proclamado vencedor de su categoría y cuarto en la superfinal, Albert Arenas, que ha conseguido la sexta posición en la superfinal tras una mala salida, y segundo de la categoría superprestigio, y Fabio di Giannantonio, que ha finalizado quinto en la general y tercero de su categoría.

El público del Palau Sant Jordi ha podido disfrutar de un evento increíble, emocionante y dinámico, en el que no han faltado las animaciones como las carreras humanas, el lanzamiento de camisetas y el increíble concurso de derrapes, en el que de nuevo JD Beach ha dejado impresionado al público del Palau Sant Jordi con un derrape con las dos piernas al mismo lado de la moto, y destronando al rey de esta especialidad, Masatoshi Ohmori. También hay que destacar que Fabio Quartaro se ha llevado el trofeo a mejor “rookie” de la jornada.

En la categoría Junior, Brian Uriarte (KTM) se ha llevado la victoria cómodamente, y ha demostrado que en una pista como la del Palau Sant Jordi, incluso los más pequeños pueden ir casi tan rápido como las grandes estrellas.

JD Beach: Ha sido una día increíble para mi, al principio del día he tenido problemas mecánicos, pero el equipo ha hecho un gran trabajo y hemos podido arreglar la moto para dejarla perfecta para la final. El nivel ha sido muy alto pero creo que me he adaptado muy bien al Palau Santo Jordi y al estilo de competición de aquí, así que no puedo estar más contento de mi visita a Barcelona.

Briar Baumann: Desafortunadamente en la final he tenido una mala salida, y con lo estrecha que es la pista he tenido que realizar movimientos arriesgados para adelantar. Lo cierto es que tras una mala salida, me he ido sintiendo cómodo con la moto. Lo más importante más allá de la victoria es que  he conocido a gente impresionante en Barcelona. El nivel que me he encontrado aquí  ha sido mucho más alto de lo que me esperaba así que esto ha sido una gran sorpresa.

Cardús: Muy contento con el resultado final, en la que he arrancado mal. Hemos empezado muy bien la jornada, pero los problemas han llegado y he tenido que ir a la repesca, en la que he ganado de forma increíble en la última curva. En la Superfinal no he arrancado del todo mal pero el ritmo de JD Beach ha sido inalcanzable, y Briar Baumann ha logrado adelantarme prácticamente al final, así que ser el primero de los mejores pilotos no americanos, y haber podido luchar con estos dos genios es genial para mí.